La Procuraduría General de la Nación (PGN), a través de la Procuraduría de la Niñez y la Adolescencia (PNA) participa como querellante adhesivo en el caso de agresión sexual a una niña de 11 años.

 

En junio del año pasado la fiscalía de Niñez y la Adolescencia del Ministerio Público (MP) solicitó el apoyo de PGN por una denuncia en San Jose Pínula, de una niña a quien se le violaron sus derechos por parte de un adulto de 24 años. 

 

El agresor fue ligado a proceso por violación sin agravación de la pena, pues aún faltan los resultados de ADN para concluir la investigación. Ahora se encuentra en el preventivo de la zona 18 en espera de la segunda audiencia que se realizara en septiembre.